sábado, 28 de junio de 2014

Noticia de un naufragio

FPF
Desde el momento en el que Paulo Bento hizo pública la lista, muy conservadora una vez más, con los 23 hombres que representarían a Portugal en la Copa Mundial de la Fifa, las dudas se centraron sobre todo en el estado de forma de Cristiano Ronaldo.

No era un secreto, CR7 había terminado muy mal la temporada, como pudo verse, por ejemplo en la final de la Champions.

La situación era tal que "los conquistadores", acostumbrados a vivir cobijados bajo la sombra de su capitán, llegaron a ensayar jugar sin su presencia en el primer amistoso de la concentración (ante Grecia, con empate a cero final), pero la realidad una vez comenzado el campeonato es que sin estar al nivel, el equipo jugó como si así lo fuera.

No solamente CR7 llegaba tocado físicamente, Beto y Fabio Coentrão no se entrenaron en las primeras sesiones y Hélder Postiga (en entredicho tras la buena temporada de hombres que se quedaron fuera como Marco Paixão o Edinho) o Éder llegaban tras una temporada complicada en lo físico y lo futbolístico.

La convocatoria se hacía incluso polémica, por ejemplo, con la presencia de un lateral en cada costado, más la presencia de André Almeida que puede hacerlo en ambos, pese a no ser un especialista, y con la exclusión de Ricardo Quaresma, que hizo un final de la Liga ZON Sagres brutal.

El torneo comenzó de la peor manera posible, con una derrota sin paliativos ante Alemania, que se saldó con con la expulsión de Pepe y las lesiones de Fabio Coentrão, Hugo Almeida y Rui Patricio.

El partido ante Estados Unidos debió ser el de la despedida, ya que los de Klinsmann fueron superiores táctica y físicamente, a pesar del milagroso empate. La lesión de Hélder Postiga dejó a Éder como único punta de lanza disponible, y lo condenó a completar un torneo lamentable: tres partidos jugados, cero goles y con una aportación nula en cuanto a remates a puerta.

No fue hasta el descanso de este duelo, cuando Paulo Bento dio entrada a William Carvalho, pese a que era un clamor en Portugal, desde hace meses, la necesidad de que contara para el once titular en el lugar de Miguel Veloso, que relegado al lateral izquierdo causaba una sangría en la defensa. 

Si bien, ante Ghana, partido en el que también hubo una lesión (Beto) Portugal mejoró notablemente su imagen, ya con William de titular, el objetivo de recuperar la desventaja de goles en contra era casi imposible.

Esta vez, no puede recriminarse la falta de liderazgo de João Moutinho, que salvo en el primer juego, ha tenido un papel más activo de lo que vienen siendo sus torneos internacionales, pero sigue quedando la impresión de que puede dar mucho más de sí mismo.

Tres partidos, una derrota, un empate y una victoria, 4 goles a favor, 7 en contra, 21 jugadores utilizados (incluyendo a los tres porteros)... Sin duda un triste bagaje para quienes debían haber formado un equipo protagonista en el torneo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada